LA VIDA EXAGERADA. Mi miseria era falsa. mi miseria me la había inventado yo.

LOS CUATROCIENTOS GOLPES

http://lavidaexagerada.blogspot.es/img/truffaut.jpg 

 

En la vida, de cuando en cuando, comenzamos a entender. Algunas verdades, hasta entonces ocultas o maquilladas, se nos presentan a quemarropa y a los frágiles de corazón nos transforman, para no volver a ser los mismos nunca más.

 

Con catorce años, si no ibas a clase de religión, disponías de una asignatura peculiar llamada Ética y Moral. Para muchos solo fueron horas perdidas pero yo tuve suerte. Mi profesor de ética, que después sería mi profesor de filosofía, era una persona original que intentó despertar en aquellos niños el interés por la cultura.

 

Si hacía buen tiempo salíamos a pasear y debatíamos sobre los  temas que nos planteaba y si llovía tocaba cine. Uno de tantos días lluviosos vi por primera vez Les quatre-cents coups, ópera prima autobiográfica de François Truffaut que logró el premio al mejor director en Cannes allá por el año 1959.

 

La historia es la de Antoine Doinel, un niño en el Paris de los años cincuenta, con una madre fría y distante, aunque inalcanzablemente tierna a veces y un padrastro bruto e ignorante. Antoine escapa de esa situación en las calles, huyendo de su casa y del colegio. Un testimonio del desarraigo y de la falta de cariño.

 

 http://lavidaexagerada.blogspot.es/img/doinel.jpg

 

Aquel niño, que era yo, se quedó impresionado. O más que impresionado asustado, temeroso de haber conocido un nuevo miedo, de sentir que la vida podía ser distinta, de que tal vez todos esos pensamientos le estaban alejando del niño que debía ser.

 

A esa primera vez en la ficción, la vida ha ido sumando muescas y ya he aprendido que ese miedo seguirá creciendo, que debo vivir con él.

Comentarios

Uxiiña, animado me hallo. Bicos.

y cada golpe del que te recuperas, hace que tu valor crezca, para poder afrontar el siguiente, y que el miedo cada vez sea menor. Ánimo!!!

Añadir un Comentario: