LA VIDA EXAGERADA. Mi miseria era falsa. mi miseria me la había inventado yo.

AUTORIDADES PRESENTES

http://lavidaexagerada.blogspot.es/img/comitiva.jpg Comitiva estándar

 

Hoy ha sido un día agotador. 500 km a medio camino entre Delibes y Houllebecq. Un contraste entre la realidad rural de esta jornada y mi retorcido pensamiento político.

 

Las celebraciones populares tienen mucha teatralidad pero también dejan entrever lo mejor de las personas. Durante algunos instantes el omnipresente egoísmo se ve sustituido por sonrisas y parabienes. Los que llegamos desde la ciudad somos jaleados como héroes grises y recibimos piropos manchados del temor ancestral.

 

Alabamos el paisaje y el paisanaje del que no hace mucho hemos desertado y durante unas horas fingimos ser quienes no quieren que seamos. Los lugares comunes, un excompañero ingeniero, otra celebración previa o una fotografía del periódico, nos convierten en amigos instantáneos.

 

Porque a pesar de sus temores  piensan que somos mejores que ellos y aún así confían en poder convencernos de que sus asuntos son importantes.

 

Hoy somos recibidos y honrados y aunque los motivos son sombríos, aunque mañana seremos olvidados, no necesito fingir cuando les sonrío.

 

Comentarios

No hay ningún comentario

Añadir un Comentario: